Inicio / La voz del barrio / El puente del 20 de Julio lleva 32 años esperando arreglos

El puente del 20 de Julio lleva 32 años esperando arreglos

“Jacobo, el puente está ubicado entre las calles 20 y 21 del barrio 20 de Julio, por si se le olvidó”, sostuvo Ana Navarro Hernández.

De los últimos ocho alcaldes que han pasado por Sincelejo, la mayoría han visitado el sector de la carrera 13 entre calles 20 y 21 del barrio 20 de Julio de Sincelejo, pero pocos se han esmerado por darle solución al principal problema que aqueja a esta comunidad.

El puente que comunica a la avenida San Carlos con la calle El Campo, tiene tránsito vehicular todo el día, pese a su estado los conductores de vehículos y motocicletas se atreven a transitar, exponiéndose a que su mal estado ocasione el colapso del mismo.

Este puente pasa desapercibido por todas las autoridades, vienen en tiempo de elecciones y se comprometen a arreglarlo pero nada, nadie le presta atención, el arreglo de la vía lo perjudicó más porque daño la calle buena y los carros grandes y pesados pasaban por ahí por el puente y prácticamente lo dejaron en el aire, está acabado y en cualquier momento se puede caer”, sostuvo Ana Navarro Hernández, habitante del barrio.

La placa de concreto es un peligro inminente, en cualquier momento un vehículo cae debajo del puente.

La comunidad asegura que la Alcaldía de Sincelejo, a través de Metro Sabanas se ha comprometido al arreglo, sin embargo durante el periodo de la actual administración no habido indicios de nada.

“Aquí en esta comunidad existe el egoísmo, este no es el frente mío, yo no me inundó, yo no resultó afectada, es el decir de los vecinos. La gente no quiere reclamar, dicen que no tienen tiempo y hemos sido bastante negligentes con este puente, hasta el día que haya una tragedia”, afirmó Ana Navarro.

La comunidad asegura que el agua del arroyo produce malos olores y favorece la proliferación de mosquitos, sostienen que personas de otros sectores lanzan animales muertos lo que contribuye al mal ambiente en barrio, lo que ya empezó a reflejarse en los niños, pues se enferman constantemente de rasquiña diarrea y fiebre.

El llamado es para que la administración municipal arregle la estructura antes de que se venga al piso y ocasiones una tragedia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *