WeCreativez WhatsApp Support
Escribenos a Nuestro WhatsApp
Inicio / La Voz Investigativa / El prontuario de Marrugo

El prontuario de Marrugo

José Alfredo Marrugo Blanco, quien posee un amplio prontuario non sancto, hace parte de las personas que quieren camuflarse al interior de la política en Sucre.

|

Sucre es quizás uno de los departamentos del país con el mayor número de víctimas, gran parte afectadas por el accionar de los grupos de extrema derecha e izquierda, que operaron durante un largo tiempo en sus distintas subregiones.

Solamente en Sincelejo se calcula que hay unos 100 mil desplazados que huyeron de los campos y se radicaron en la gran urbe en busca de mejores oportunidades, situación que a la vez ha sido aprovechada por muchas personas inescrupulosas, que disfrazados de golpeados por el azote del paramilitarismo o de la guerrilla, han venido sacando provecho de los beneficios del Estado y se muestran como víctimas y defensoras de estas.

En una exhaustiva investigación adelantada por el portal LA VOZ, se pudo establecer que uno de esos casos, podría ser, el de José Alfredo Marrugo Blanco, quien registra un largo prontuario de anotaciones en la Fiscalía General de la Nación, tal como lo constatan lo registros del ente acusador, que muestran que ha estado y está inmerso en un sinnúmero de investigaciones judiciales, que ponen en evidencia, que su supuesto trabajo con las víctimas, no es del todo transparente.

Marrugo Blanco, quien dice ser un líder de víctimas, registra anotaciones por diversos delitos, algunos de esos procesos aún activos y otro por el que ya estuvo recluido por un buen tiempo en la cárcel de Caucasia (Antioquia).

Actualmente suele reunirse constantemente en distintos sitios de Sincelejo, con políticos de la región a quienes presuntamente engaña diciéndoles que es defensor de víctimas.

En los registros de las autoridades se encuentran las anotaciones de Marrugo Blanco por los delitos de hurto, amenaza, injuria por vía de hecho y violencia contra servidor público, procesos todos inactivos, pero que hacen parte del largo, presunto prontuario delictivo.

Así mismo, por un buen tiempo, estuvo recluido en una cárcel del departamento de Antioquia, por el delito de minería ilegal, asociada al narcotráfico.

De acuerdo a las versiones de abogados consultados por el Portal LA VOZ, en cualquier momento contra Marrugo Blanco, podrían recaer órdenes de capturas, pues muchos de sus procesos, que duermen en distintos juzgados, al parecer, serían reabiertos, con la finalidad de aplicar justicia en varios de los casos que han estado quietos.

FALSOS ARGUMENTOS

Una fuente judicial explicó, que Marrugo Blanco, con el argumento que es un defensor de derechos humanos, víctima y perseguido, ha logrado que varios de sus casos estén paralizados, pero quienes conocen los procesos, saben de cerca todo su entramado, supuestamente delincuencial, que ya han dado a conocer a los administradores de justicia, con lo que se está derrumbando su falso andamiaje.

Recientemente en Sincelejo, Marrugo Blanco, protagonizó un ruin espectáculo en un puesto de control de la Policía, situación que lo llevó a ser bautizado, como Neymar, pues graciosamente se arrojó al suelo, disimulando ser víctima de atropellos por parte de los agentes de la Policía, de quienes dijo lo habían golpeado y empujado, mientras que una grabación mostraba lo contrario, situación falsa que se suma a su también largo prontuario de engaños.

P.D. El portal LA VOZ da a conocer a sus lectores que durante la realización del trabajo periodístico, en los que se consultaron distintas fuentes, al parecer, el señor José Alfredo Marrugo Blanco, fue alertado sobre las averiguaciones e indagaciones de los periodistas, por lo que a través de sus redes sociales, intentó detener la publicación de esta nota, manifestando que era víctima de persecución y acoso, hechos totalmente falsos, los cuales a su debido momento serán expuestos a las autoridades.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *