Inicio / La Voz Departamental / Murió la más grande, Elvia Chadid

Murió la más grande, Elvia Chadid

Doña Elvia Chadid de Feris fue la mujer más importante de las letras y las artes en Sucre. Es velada en la Funeraria La Esperanza y sus honra fúnebres iniciaran  a la 3 de la tarde de hoy en la Catedral San Francisco de Asís.

|

A la edad de 85 años murió en la ciudad de Sincelejo, la poeta, escritora, declamadora, pintora, cantante y coautora del himno del departamento de Sucre, Elvia Chadid de Feris, quien fue considerada por muchos como uno de los más grandes talentos creadores del arte y la literatura de Sucre.

José Luis Hereyra Collante, afirma en su artículo La Fertilidad de la Imaginación, que Doña Elvia Chadid de Feris fue la mujer más importante de las letras y las artes de toda la historia de la región de la sabana de sucreña.

Nació en Sincelejo el 18 de septiembre de 1933, ciudad de la que siempre dijo brota la poesía y el canto a lo bello como cualquier fruto del cálido trópico.

Sus primeras letras las aprendió en el colegio Nuestra Señora de las Mercedes de Sincelejo. Luego se radicó en Medellín en donde saboreó el néctar de las flores y cultivó la técnica del buen decir, contagiándose de la primavera que deambula en esa urbe.

Doña Elvia se ganó el cariño de la gente con su tenacidad e insistencia del canto a lo puro, por eso el Instituto Colombiano de Cultura, le otorgó el Premio Nacional de Música Folclórica, por el porro tapao, Soy Sabanero.

Quienes la conocieron aseguran emocionados que como compositora y escritora, Elvia Chadid de Feris, se ganó un puesto entre los grandes de América Latina.

LA OBRA DE ELVIA

Era hermana de Fortunato Chadid Jattin, cuyo nombre lleva el principal salón de eventos de la Gobernación de Sucre, con quien compuso el himno de este departamento.

Publicó 5 libro, el primero de estos De lo profundo a lo alto, que es una especie de oraciones a Dios; Hola Camarada, una recopilación de cartas a Jesús; Colombia estas en la olla, Colombia herida y Circulo en llamas.

En el ámbito musical, doña Elvia además de cantante y de tener un estilo muy peculiar, singular y extremadamente particular, era también pianista y guitarrista, instrumentos que disfrutaba al tocar.

Tuvo el orgullo de que varias de sus canciones se las grabaran prestigiosas orquestas como Los hermanos Martelo, Pello Torres, La casino tropical, Calixto Ochoa, Lisandro Meza, Alfredo Gutiérrez, entre otros.

Según el artista Frank Rodríguez, con quien Elvia Chadid compartió muchos momentos, ella era música y poesía, artista en todo el sentido amplio de la palabra.

Era madre de 6 hijos, a quienes les impartió una educación férrea basada en el respeto y amor a los demás. Complicaciones renales y respiratorias la llevaron al sueño eterno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *